ALCOHOL Y DIABETES

categoría Diabetis Nutrición

29 desembre 2020


ALCOHOL Y DIABETES

El alcohol interfiere en el funcionamiento normal del hígado, aumentando el riesgo de hipoglucemia, y enmascara los síntomas de ésta. Aún así, el efecto dependerá de la cantidad de alcohol ingerida y de la combinación con la ingesta de otros alimentos.

Denominamos bebidas alcohólicas a aquellas bebidas que contienen alcohol etílico en su composición. El alcohol puede ser producto de fermentación alcohólica o bien de la destilación. En las bebidas obtenidas por fermentación alcohólica la cantidad de alcohol no supera el 15%, la sidra, la cerveza y el vino son un ejemplo. En cambio, las procedentes de la destilación pueden llegar a contener un 50% de alcohol, las características de estas son más variadas. Encontramos el vermut, los licores de frutas, el ron, la ginebra, el tequila,... Estas bebidas tienen un contenido casi nulo de hidratos de carbono (excepto el vermut y los licores de frutas).

Riesgo de hipoglucemia

El hígado es el encargado de metabolizar el alcohol, aproximadamente metaboliza 7g de alcohol por hora. Para metabolizar el alcohol es imprescindible la glucosa, la cual puede provenir de la ingesta o bien, de la glucosa almacenada en el hígado en forma de glucógeno. En los organismos sin diabetes, el hígado es capaz de realizar ambas tareas; por un lado metabolizar el alcohol, y por el otro, obtener glucosa del glucógeno almacenado en caso necesario (proceso llamado glucólisis). En cambio, en presencia de diabetes mellitus tratada con insulina o sulfonilureas, el hígado cuando inicia el metabolismo del alcohol deja de producir glucosa a partir de la glucogenólisis. Por lo que, para metabolizar el alcohol, sólo dispondrá de la glucosa proveniente de la ingesta. También queda bloqueada la gluconeogénesis, otra vía de obtención de glucosa. Por este motivo, cuando las necesidades de glucosa para metabolizar el alcohol son superiores a la glucosa disponible, el riesgo de hipoglucemia es muy elevado.

Otro efecto del alcohol es la reducción de habilidades psico-motoras y capacidades para razonar y tomar decisiones. Por esta razón, puede ser complicado la administración de insulina de forma correcta, así como detectar los síntomas de hipoglucemia y realizar una reversión de esta. Además, el riesgo de hipoglucemia se mantiene hasta 8-10 horas posteriores a la ingesta de alcohol.

La ingesta de alcohol a menudo se asocia a eventos sociales, los cuales pueden incluir el ejercicio físico. Algunos ejemplos pueden ser bailar a una discoteca o bien, celebrar la victoria después de haber jugado un partido. El ejercicio físico también provoca un descenso de la glucemia, por lo que el riesgo a la hipoglucemia se puede ver aumentado en estos casos.

Muchos de estos eventos también son nocturnos por lo que hay que considerar la glucemia antes de ir a dormir y tener en cuenta que probablemente la hora de levantarse también será más tarde.

 ¿Es necesario contar los hidratos de carbono que aporta?

Responder a esta pregunta no es nada fácil, y es que si consideramos el apartado anterior, el riesgo de hipoglucemia con la ingesta de alcohol es elevado, pero también es cierto que en muchos casos puede llegar a aportar una cantidad de hidratos de carbono considerable.

Las bebidas fermentadas a menudo se consumen solas y presentan más hidratos de carbono que las destiladas. Por ejemplo: 250ml de cerveza es 1 ración. Que dependiendo de la glucemia previa, la actividad física, momento del día y experiencia personal, la decisión de poner o no insulina puede variar.

En cambio, las bebidas destiladas contienen muy pocos hidratos de carbono o nada por sí mismas, pero suelen consumirse mezcladas con refrescos. Por ejemplo, 250ml de refresco de cola aporta 2 raciones. En este caso, mezclar una destilada con un refresco sin azúcar puede parecer una buena solución, pero recordando el metabolismo del alcohol, la ausencia de glucosa en la mezcla, hará que el combinado pueda provocar más riesgo hipoglucemia. Será una buena opción si ya se han ingerido hidratos de carbono en esta comida.

Recomendaciones para beber alcohol con seguridad

  • Realiza controles de glucemia capilar con más frecuencia.
  • Prueba primero siempre el efecto de la bebida en pequeñas cantidades y en un entorno seguro antes de hacer excesos, hay que conocer el efecto individual.
  • Informa a las personas de tu alrededor de tu enfermedad, y los síntomas de hipoglucemia así como el procedimiento para revertirla.
  • Lleva contigo mismo alimentos fuente de hidratos de carbono de absorción rápida para remontar una posible hipoglucemia.
  • Si el combinado con alcohol no irá acompañado de alimentos ricos en hidratos de carbono, evita las bebidas sin azúcar.
  • Asegura siempre ingerir las bebidas alcohólicas con alimentos fuente de hidratos de carbono, evita consumirlas con el estómago vacío.
  • Prepárate tú mismo la bebida para asegurarte de las proporciones.
  • Puede ser recomendable aumentar las raciones de hidratos de carbono o bien reducir alguna unidad de insulina rápida de la comida donde se beberá.
  • Evita tomar alcohol en el momento coincidente con la máxima acción de la insulina.
  • Valora un aporte extra de hidratos de carbono de absorción lenta si la glucemia antes de dormir está por debajo de 180mg / dl.
  • Tenga en cuenta que una hipoglucemia grave provocada por alcohol, no se revierte con glucagón y precisa de glucosa intravenosa.

Autor:


Jefe de Servicio @doctorasesmilo Especialista en endocrinología de la gestación/reproducción Especialista en neuroendocrinología Coordinadora de la Unidad de hipófisis Coordinadora de la Unidad de tiroides Co-cordinación de la Unidad de Ovario poliquístico


Dietista-Nutricionista Educadora en diabetes Coordinadora de la unidad de Diabetes Especialista en tecnologías en diabetes, diabetes tipo 1 y diabetes pediátrica Especialista en nutrición en gestación i lactancia Responsable unidad de nutrición clínica


¿Quieres hacernos una consulta sobre Blog de Endocrinología y Nutrición?

Cercar en el Blog

También te puede interesar

NUTRISCORE

ALCOHOL Y DIABETES

El nuevo semáforo de etiquetado nutricional que se implantará progresivamente durante el año 2019

Seguir leyendo

¡FELIZ AÑO NUEVO! Recetas e ideas

ALCOHOL Y DIABETES

Ideas de entrantes, platos principales y postre para despedir y dar la bienvenida al año nuevo de forma saludable

Seguir leyendo

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. OK | Más información

Política de cookies +